Proyectos

Los proyectos que Agua y Vida realiza se enmarcan en procesos más amplios, de hasta 3 años de duración, siendo que al final de los mismos efectuamos su respectiva evaluación y sistematización. En este sentido, estamos desarrollando los siguientes procesos interdependiente, donde las 4 áreas de trabajo de organización se apoyan mutuamente y en los cuales se vislumbra el quehacer general de la organización:

Incidencia política de mujeres en materia ambiental: hemos visibilizado la situación que de las mujeres con relación al agua y otros bienes comunes en la región que abarca la Cuenca, impulsando su participación en temas ambientales, incluyendo sus intereses y necesidades en el plan de gestión de la Cuenca e impulsando un trabajo colegiado entre sectores de base, académicos, de la sociedad civil y gubernamentales, orientado a la erradicación de las problemáticas de las mujeres. Este trabajo se plasma en el Diagnóstico sobre Mujeres, Agua y Ambiente, en la Agenda Chiapaneca de Mujeres en Agua y Cambio Climático, een el Diagnóstico preliminar de la situación de la Cuenca del Valle de Jovel, desde la perspectiva de los derechos de las mujeres, de los pueblos indígenas y de los Derechos Económicos, Sociales, Culturales y Ambientales, así como en el Documento de Orientaciones de Políticas Públicas Ambientales, desde la perspectiva de los derechos. Estos documentos han favorecido la creación de espacios de diálogo entre sociedad civil y gobierno, en los cuáles algunas de las mujeres que han participado de los talleres y foros desarrollados por nuestra organización participan activamente en estos procesos y están interesadas en darle seguimiento.

Observatorio Ciudadano de la Cuenca del Valle de Jovel: este es un proceso permanente de la organización, y tiene el propósito de impulsar una sociedad de ciudadanas y ciudadanos más y mejor informados, animados y animadas a participar para mejorar la calidad del ambiente y de los servicios ambientales que tenemos derecho. Los temas prioritarios alrededor de los cuáles son desarrolladas las acciones del Observatorio son: el derecho humano al agua y su interdependencia con los demás derechos; estado de los bienes comunes en la Cuenca del Valle de Jovel; la situación de las mujeres con respecto a los bienes comunes. El Observatorio consiste en un espacio plural, dinámico, en constante proceso de construcción, siendo que el alcance de este proceso depende de la participación de todas y todos por medio de su palabra, de sus miradas críticas, propositivas y de su presencia en nuestro quehacer. Como proyecto permanente de Agua y Vida: Mujeres, Derechos y Ambiente AC, el Observatorio realiza permanentemente las siguientes acciones: elaboración y divulgación de diagnósticos socioambientales y sociopolíticos, desde la interdependencia de los derechos; elaboración, aplicación y análisis de encuestas ciudadanas sobre temas socio y político ambientales; elaboración de guías metodológicas que impulsen la participación social, ciudadana y política en la Cuenca; creación de espacios de encuentro, análisis y participación ciudadana en temas ambientales; recopilación de datos y elaboración de bases de datos sobre temáticas ambientales pertinentes en la cuenca; campañas audiovisuales de información y sensibilización hacia una cultura ecológica y de cuidado ambiental.

Formación de jóvenes indígenas de Chiapas: este proceso tuvo inicio a finales del año de 2009, y hasta la fecha hemos formado a más de 360 jóvenes indígenas, provenientes de 15 municipios y 4 regiones de Chiapas. Por medio de este proceso hemos impulsado la creación de un diagnóstico de la situación de las y los jóvenes indígenas de Chiapas, pertenecientes a las culturas tsotsiles, tseltal, zoque y tojolabal – diagnóstico realizado por ellas y ellos mismos, transformado en un documento de orientaciones de políticas juveniles en materia de desarrollo rural – mismo que fue presentado a las instancias gubernamentales y no gubernamentales responsables de transformar la situación de pobreza, exclusión y vulnerabilidad que padecen las y los jóvenes indígenas.

Sensibilización hacia una cultura ecológica: todos nuestros proyectos contemplan la sensibilización hacia la importancia de una ética ambiental y cultura ecológica, sin embargo, por medio de los proyectos “Informar, cuidar y preservar: educación ambiental y participación ciudadana en San Cristóbal de Las Casas, Chiapas” y del proyecto “Construyendo la sustentabilidad: organización y participación comunitaria en la regeneración de la Cuenca del Valle de Jovel”, hemos desarrollado una gran campaña escolar que hasta la fecha ha abarcado siete mil (7000) adolescentes, niñas, niños, maestras y maestros. Hemos elaborado materiales audiovisuales (spots y cápsulas de radio, lonas, carteles, postales, video, folletos, volantes) innovadores y creativos en los siguientes temas: qué es la cuenca y problemáticas de la cuenca; mujeres y cambio climático; ecofeminismo; buen vivir; derechos de las y los jóvenes; uso de bicicleta; alimentación sana y seguridad alimentaria; cultura ecológica; sensibilización hacia los derechos de la naturaleza a existir; manejo adecuado de los desechos; separación de los desechos; elaboración de composta doméstica; relación entre ser humano y naturaleza y derecho al agua. Nuestras campañas incluyen la formación y capacitación de jóvenes en técnicas de teatro clown, de modo que son estas jóvenes (ya fueron capacitados un total de 52 jóvenes varones y mujeres mestizas y en este mes de noviembre capacitaremos a otros 45 varones y mujeres indígenas estudiantes de escuelas normal), que van a escuelas y presentan obras de teatro clown, orientadas a la sensibilización hacia una cultura ecológica y divulgan los materiales de formación, información y sensibilización.

Cuidando de nuestra casa común: este proceso tuvo inicio en el año de 2010 por medio de campañas de reforestaciones, que suman un total de 16 hectáreas. Asimismo, por medio del proyecto Construyendo la sustentabilidad: organización y participación comunitaria en la regeneración de la Cuenca del Valle de Jovel”, hemos realizado acciones de restauración de suelos y retención de agua en la parte media de la cuenca, por medio de la construcción de terrazas y presas de gaviones y vegetativas, además de las reforestaciones. Cabe destacar que la belleza de este proceso está en que de estas acciones participan mujeres y hombres jóvenes, niñas y niños, adultos y hasta adultos mayores. Se da de manera comunitaria, en donde realizamos momentos para descansar y todas y todos compartimos comida, de modo que la unión se da en el trabajo y en el descanso, y en donde todas y todos nos convertimos en “hermanas y hermanos” que habitamos una misma casa común.